22 de agosto de 2016           3

Hoy no voy a escribir sobre ningún juego de mesa ni sobre ninguna partida.  Hoy os voy a dejar un recuerdo, a modo de desahogo personal, en memoria de un ser querido que nos dejó ayer por la tarde después de una semana muy chunga: nuestra gata Pizca. Ya era viejecita, por lo que es normal que muriese, pero lo que es normal no está reñido con el dolor y el vacío que nos ha dejado a todos en casa. Es el Leer más…